Dominique Viera, presidenta de Aprimin: Con Honor y Compromiso          

              

 

Dominique Viera, Vicepresidente de Operaciones de Grupo Metaproject, es la segunda mujer en la historia de Aprimin en ocupar el cargo de presidenta en la asociación gremial. Hoy, cuenta en G&M Gestión Minera sobre los desafíos y proyecciones para este 2024.

 

¿Qué significa para ti ser la segunda mujer en presidir Aprimin?

Para mí, ser la segunda mujer en presidir Aprimin representa una gran responsabilidad, la cual asumo con honor y compromiso. Mi objetivo es destacar aún más el papel crucial que desempeñan los proveedores y contratistas en la industria minera, no solo como parte de su cadena de valor, sino también como agentes de desarrollo para nuestro país.

Chile ha dependido históricamente de la minería como pilar económico, pero muchas veces su contribución al bienestar y al desarrollo ha sido subestimada por la población. Esta percepción errónea puede llevar a decisiones desinformadas o incluso a conflictos. Es fundamental que reconozcamos que la salud de la industria minera impacta a todos los que habitamos en este país y que trabajemos juntos para garantizar su sostenibilidad, cumpliendo con las normativas ambientales y enfrentando los desafíos del cambio climático.

Mi desafío como presidenta de Aprimin es fomentar una comunicación efectiva y construir puentes entre la industria minera, la sociedad y el medio ambiente. Solo así podremos aprovechar el potencial de la minería para detener el cambio climático y generar los recursos necesarios para el crecimiento equitativo de Chile y el bienestar de su población.

¿Cuáles son los principales desafíos al asumir este cargo?

Si a la minería le va bien, a nosotros también.

Al asumir este cargo, enfrento dos desafíos fundamentales que son críticos para el futuro de la minería en Chile y, por ende, para nosotros como proveedores.

En primer lugar, es crucial impulsar una mayor inversión y la materialización de nuevos proyectos mineros en el país. Como gremio, estamos comprometidos en trabajar arduamente para crear un entorno propicio que atraiga inversiones, mediante la implementación de incentivos y la simplificación de trámites burocráticos. Un ejemplo concreto de nuestra labor es el desarrollo de un Proyecto de Homologación estandarizado para todas las faenas mineras, con el objetivo de reducir los tiempos y los costos asociados a la acreditación de empresas y equipos de trabajo. Esta iniciativa, respaldada por nuestra comisión de productividad, busca agilizar los procesos y fomentar una mayor eficiencia en la industria.

Además, colaboramos estrechamente con las autoridades pertinentes para identificar y eliminar obstáculos que puedan retrasar la puesta en marcha de proyectos, ofreciendo nuestra experiencia y conocimientos en la materia. Reconocemos que el tiempo es un factor determinante en la inversión, por lo que buscamos reducir los tiempos de espera y aumentar la competitividad del sector.

En segundo lugar, otro desafío crucial es mejorar la productividad y eficiencia en la industria minera. Como proveedores, desempeñamos un papel fundamental al introducir constantemente innovaciones y tecnologías que optimizan los procesos, reducen el consumo de recursos y aumentan la seguridad en el trabajo. Nuestro compromiso es seguir liderando en materia de innovación y proporcionar soluciones que permitan superar los desafíos actuales de la industria, contribuyendo así al desarrollo sostenible del país.

En resumen, mi compromiso como presidente de Aprimin es abordar estos desafíos con determinación y trabajar en colaboración con todos los actores relevantes para promover el crecimiento y la competitividad de la minería chilena, asegurando así nuestro propio éxito como proveedores y el bienestar general de la sociedad.

¿Cómo proyectas lo que se viene para el sector minero este 2024?

Proyectamos un horizonte positivo para el sector minero en el año 2024. Como proveedores, nos sentimos confiados y preparados para enfrentar los desafíos venideros, gracias a nuestra experiencia tanto a nivel nacional como internacional, lo que nos permite adaptarnos ágilmente a nuevos escenarios y diversificar nuestras carteras de productos de valor agregado.

Anticipamos una creciente demanda de cobre en el mercado, similar al periodo exitoso que vivimos con el litio en años anteriores. De hecho, diversos análisis, como el de Goldman Sachs, sugieren que la demanda mundial de cobre podría duplicarse en el próximo año. Ante este panorama alentador, es crucial estar preparados.

Sin embargo, surge la pregunta de si tenemos la capacidad de duplicar nuestra producción en un plazo tan corto como dos años. Esta interrogante nos invita a reflexionar y a tomar medidas concretas para garantizar que estemos preparados para aprovechar las oportunidades que se presenten. Es fundamental apoyar estrategias que nos permitan cumplir con las normativas ambientales, utilizando tecnologías que no solo aumenten la productividad, sino que también mejoren las condiciones de trabajo y maximicen la producción de mineral.

Creo firmemente que el futuro del sector minero será positivo, pero es importante que trabajemos en conjunto para que este sea más que simplemente mantener las operaciones a plena capacidad. Debemos aspirar a generar un impacto aún mayor, impulsando el crecimiento y la sostenibilidad de la industria minera en beneficio de todos.

 

¿Son los proveedores el motor de la minería 4.0?

Los proveedores desempeñan un papel crucial como impulsores de la minería 4.0, ya que son quienes proporcionan la tecnología e innovación necesarias para enfrentar los desafíos de la industria. La capacidad de adaptarse y ofrecer soluciones a medida es parte integral de nuestro ADN y es lo que impulsa nuestro continuo desarrollo y evolución.

Sin la especialización y la dedicación de las empresas proveedoras para abordar los desafíos específicos de la minería, es probable que la industria no hubiera alcanzado los estándares y la posición destacada que tiene a nivel mundial en la producción de minerales como el cobre.

La diferenciación, la innovación y los resultados tangibles son aspectos fundamentales de la oferta de valor que ofrecemos como proveedores. Ejemplos concretos incluyen tecnologías que permiten el trabajo remoto para mejorar la seguridad al reducir la exposición de los trabajadores a situaciones de riesgo, sistemas que monitorean en tiempo real los signos vitales de las máquinas y utilizan inteligencia artificial para prevenir futuros problemas, entre otros.

Es importante destacar que las mineras tienen sus esfuerzos enfocados en la operación segura y eficiente, por lo que dependen en gran medida de la experiencia y la creatividad de los proveedores para identificar soluciones innovadoras a sus desafíos.

Además, en el contexto actual de conciencia ambiental, los proveedores también están desarrollando soluciones que van más allá de la eficiencia operativa, como el uso de amoniaco verde en explosivos, camiones autónomos alimentados por hidrógeno verde y tecnologías para el procesamiento de relaves con el fin de reducir el consumo de agua.

En resumen, los proveedores no solo están impulsando la minería 4.0, sino que también están contribuyendo a la sostenibilidad ambiental y al desarrollo de tecnologías que pueden ayudar a combatir el cambio climático. Esto demuestra que la minería y el medio ambiente no son industrias separadas, sino que están interconectadas en la búsqueda de soluciones para un futuro más sostenible.

¿Cuáles son los proyectos o tareas más próximas de Aprimin?

Como gremio, Aprimin se encuentra ante la tarea de abordar los desafíos que enfrenta la industria minera. Reconocemos que el éxito de los proveedores está estrechamente vinculado al bienestar de la minería, y cualquier obstáculo que enfrentemos, como interrupciones en el suministro debido a conflictos o problemas logísticos a nivel internacional, impacta directamente en la producción minera.

Por tanto, nuestras próximas acciones se centrarán en trabajar de manera colaborativa con todo el ecosistema minero para promover dos objetivos principales:

Mayor inversión: Impulsaremos iniciativas que generen un entorno propicio para atraer inversiones tanto nacionales como internacionales hacia el sector minero. Esto incluye trabajar en la eliminación de barreras burocráticas y en la implementación de políticas que fomenten la inversión y el desarrollo de nuevos proyectos.

Mayor eficiencia y productividad: Nos enfocaremos en mejorar la eficiencia y productividad en la industria minera, buscando optimizar los procesos y reducir los costos operativos. Para ello, continuaremos fortaleciendo el trabajo de nuestras comisiones, las cuales se centran en áreas clave como sustentabilidad, homologación y productividad, educación, innovación, inversiones y laboral.

A través de estas acciones y en colaboración con nuestros miembros y otras partes interesadas del sector, estamos comprometidos en impulsar el crecimiento y la competitividad de la industria minera en beneficio de todos los involucrados.

Revista G&M Gestión Minera N°111

 

 

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.