ENAMI ingresa proyecto de continuidad operacional para su plantel en El Salado

Mediante la Declaración de Impacto Ambiental presentada recientemente en el SEA, la estatal busca extender la vida útil en 30 años de la repartición más antigua de la empresa y, con ello, mantener su compromiso de recepción y maquilación de minerales de cientos de productores mineros de menor escala de la provincia de Chañaral.

Con el objetivo de extender la vida útil de Planta El Salado y, con ello, seguir contribuyendo con la empleabilidad local tanto de los trabajadores del plantel, así como de los cerca de 100 productores mineros de la zona que entregan de forma activa su mineral en la repartición; la Empresa Nacional de Minería (ENAMI) ingresó recientemente una Declaración de Impacto Ambiental (DIA) a Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) de la Región de Atacama.

El proyecto denominado Continuidad Operacional Planta El Salado – ENAMI contempla la extensión de la vida útil establecida por la RCA 144/2011 de las instalaciones productivas de la planta Osvaldo Martínez para la misma capacidad de 1.000 toneladas métricas finas (TMF) al mes de cátodos de cobre, para una vida útil de 30 años y con una inversión de US$ 760 mil.

Asimismo, la DIA introduce la adecuación de la geometría de los botaderos N°1 y N°2 para aprovechar su capacidad actual hasta alcanzar un volumen adicional de 2.215.255 m3, estimándose una vida útil remanente de aproximadamente 5,3 años.

 

“Durante 91 años la Planta Osvaldo Martínez de El Salado agrega valor a la producción de cientos de pequeños mineros de la provincia de Chañaral, fomentando así la tradición minera de nuestro norte y del país en general. Nuestro compromiso con la minería de menor escala sigue más presente que nunca, y es a través de este proyecto que buscamos concretar nuestro apoyo al sector por 30 años más”, explicó Robert Mayne-Nicholls, vicepresidente ejecutivo de la Empresa Nacional de Minería.

Por su parte, el ministro de Minería y presidente del directorio de ENAMI, Baldo Prokurica, comentó que, “ENAMI está trabajando decididamente para que sus plantas no sólo estén bien abastecidas, sino que también sean más productivas. Por ello, hoy se están invirtiendo recursos para su modernización y la continuidad operacional de la Planta Osvaldo Martínez de El Salado, para generar así mejores condiciones y calidad de servicio para los productores mineros de la zona”.

 

Fomento con impacto

 

Entre  enero  y  octubre  de  2020,   116   productores   de la   provincia   de   Chañaral   han entregado 396 mil toneladas de mineral al plantel de ENAMI en El Salado, lo que ha significado un importe de más de US$ 10 millones, además del incremento en un 30% en la recepción de minerales de cobre de lixiviación en la repartición.

 

Por su parte, en línea con la gestión de la actual administración de la empresa que busca ejercer un fomento con impacto en la minería de menor escala del país, se encuentra en ejecución un plan que considera 30 proyectos solo en esta provincia, que representan una inversión de más de US$ 938 mil. A la fecha, 23 ellos han sido aprobados para este año  por US$ 635.874.-

ENAMI

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: